Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ama

Ama

Será porque estamos arañando el mes de mayo que es cuando os reservamos un día en el calendario (si bien sois las dueñas, señoras, gestoras, protagonistas y celebradoras de los trescientos sesenta y cuatro días restantes). O porque en la recién pasada Semana Santa la he estado viendo en cada jubilada guapa de pelo rubio-ceniza que andaba de turismo por Bilbao. O porque al menos cada día y medio la echo de menos. O porque alguien sugería que podíamos mandaros algunas flores desde el recién estrenado muro de colores que muxote potolo bat ha abierto en facebook.

El caso es que el primer post con nombre propio es para ella. No es casualidad. Y también lo quiere ser para vosotras.

Porque ante mi mirada silenciosa ella era la única que sabía que algo acontecía; y sin preguntar demasiado se quedaba siempre cerca. Porque cada vez que huelo la manzanilla siento que está detrás de mí cuidando mis dolores de tripa. Porque guardo su cuadernito de notas azul lleno de mil anécdotas que sólo ella era capaz de escribir con todo lujo de detalle cuando caíamos rendidas en la cama de aquel precioso Bed & Breakfast de la veintitrés de Nueva York. Porque era fuerte, optimista, sencilla, vital y la más generosa. Porque cada vez que pienso en ella, aunque algunas veces se me contraiga un poquito la garganta, sigue dibujando cada día una sonrisa en mi cara. Porque ella fue la verdadera creadora de los muxotes potolos.

La siento cada día. Y veo un trocito (o varios) de ella  en cada una de vosotras (presentes y futuras).

7 thoughts on “Ama

  1. Aii amatxo maitia, ze polita idatzi duzuna, ze ondo adierazten duzun bihotzean duzuna, eta nola ulertzen zaitudan! Ilak ounta puntan jarri dizkidazu.
    Asko maite zaitut
    Uxue

  2. ay maja
    aquí estoy nearly criyin´y er jefe delante flipando, supongo al ver mis ojos llorosos…agian enterau be ez da egin,…ezagututa, zihur ezetz!!!

    bai, polita oso, nahiz eta batzutan oraindik bizirik daukazunean ez dituzun gauzak horrela ikusten…ai ene!!

    MPB, my darling

  3. Miry!!!!!que gran razón tienes, cuantas cosas debemos a nuestras madres, y cuanto hemos aprendido y seguiremos haciéndolo los que tenemos la suerte de poder hacerlo…..

    Sirva como anécdota que estaba preparando un tiramisú para junto con un regalito celebrar con ella y el aita su día mañana porque según ella, es de las de antes, en familia solo se celebra el día del padre y el de la madre no es tan importante, y me decía deja de hacerlo y sal y disfruta del sábado noche, pero en el fondo ella sabe que a veces nosotros como ellos lo han hecho siempre con nosotros, debemos saber invertir tiempo y dedicarles ese tiempo, que por las prisas y el stress muchas veces no lo hacemos y espero que me salga buenísimo para que mañana lo pasemos genial, y no solo mañana sino todos los días que podamos. Por que ellos nos dieron la vida y ahora somos nosotros los que debemos hacerles la vida más fácil y féliz…

    muxus eta mila esker blog honengatik …asis

  4. Jo miri me he emocionado leyendo lo de la ama, tuve la suerte de conocerla y de tenerla muy cerquita y encima al irse me dejó un regalazo enorme que eres tú. Hija hija hoy también con clavo pero si es que no hay tregua, eso sí lo bien que lo pasamos…. AUPA REAL

  5. Acabo de descubrir tu trabajo por medio de uno de los videos de «Mensaje en una botella» y me ha encantando, así que me he puesto a ver tu blog y he visto esta entrada, me ha emocionado
    Un saludo
    Herminia

    1. Compartir emociones, darle un poquito de color (y calor) a la Vida, reivindicar los afectos… si conseguimos un poquito de eso, esta loca aventura de Muxote Potolo Bat merece mucho la pena!!! Muchas gracias «algoquecompartir»!!! Un Muxote Potolo Bat para tí (=un besote gordote!!!). Smuaaaaak!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *